¿Quieres montarte tu propio PC por piezas o bien actualizar un poco el potencial gráfico de tu PC actual comprando una nueva tarjeta gráfica? En ese caso te habrás hecho la pregunta que todo el mundo se ha hecho en esta situación: ¿Qué tarjeta gráfica comprar para GNU/Linux?

No existe una respuesta universal a esta pregunta, pues depende tanto de nuestras preferencias personales como del uso que vayamos a dar al equipo en cuestión. No obstante, en este artículo intentaré dar unas pautas básicas para que todo aquel que quiera renovar su gráfica pueda hacerlo con conocimiento de causa.

Tipos de tarjeta gráfica:

Tarjeta gráfica integrada

Como su nombre indica, se encuentra integrada en otro componente, ya sea el procesador o la placa base. No disponen de memoria propia, es decir, utilizan parte de la memoria RAM del sistema, por lo que, si tenemos una gráfica integrada que utilice 1 GB de memoria y la cantidad de RAM instalada es de 4 GB, el sistema tendrá acceso únicamente a los 3 GB restantes.

Generalmente son mucho menos potentes que las gráficas dedicadas, si bien en los últimos años se están logrando grandes avances en cuanto a las prestaciones que pueden ofrecer.

Tarjeta gráfica dedicada

En este caso, la tarjeta gráfica es un componente único y diferenciado que deberemos de conectar a nuestro equipo, generalmente al puerto PCI-Express. Al contrario que las integradas, este tipo de tarjetas gráficas incorpora su propia memoria, por lo que la memoria del sistema no se verá afectada con su uso.

Es la opción para quienes necesiten un cierto nivel de desempeño en sus equipos, pues, aunque el rendimiento dependerá de la tarjeta gráfica que elijamos, por norma general será sustancialmente mayor al de una integrada.

Qué uso vamos a darle

Lo primero que debemos de tener en cuenta a la hora de adquirir una tarjeta gráfica es el uso que le vamos a dar. A continuación, vamos a ver los ejemplos más comunes:

  • Internet y correo electrónico: Uso básico donde los haya. Con una tarjeta gráfica integrada iremos más que servidos.
  • Ofimática: Mismo caso que el anterior. Nos será suficiente con una tarjeta de vídeo integrada al no requerir de ningún tipo de potencia extra a nivel gráfico.
  • Videojuegos: Aunque podemos jugar a videojuegos básicos y/o con calidades bajas mediante una tarjeta gráfica, en cuanto queramos jugar a algo que se salga de lo básico necesitaremos una tarjeta gráfica dedicada. Qué tarjeta gráfica elegir dependerá de los juegos que vayamos a jugar, pues cada uno cuenta con sus propios requisitos.
  • Edición y/o producción multimedia profesional: Aquí no hay discusión, pues para este tipo de trabajos a nivel profesional necesitaremos una tarjeta gráfica dedicada, y de cierta potencia, además, pues de lo contrario trabajar con nuestro equipo podría convertirse en algo insufriblemente irritante.

Opciones

Tarjetas gráficas integradas: Intel VS AMD

Tanto Intel como AMD ofrecen soluciones gráficas integradas en varios de sus procesadores, por lo que si vamos a comprar un procesador pero no tenemos pensado adquirir una GPU externa, deberíamos de sopesar qué nos conviene más.

A nivel personal recomendaría optar por Intel, pues AMD a nivel gráfico suele dar problemas de todo tipo en GNU/Linux, mientras que Intel es probablemente la opción más segura a nivel gráfico.

En el caso de que los drivers open source sean nuestra prioridad, no hay discusión: Intel es el camino a seguir.

Tarjetas gráficas dedicadas: Nvidia VS AMD

Los dos grandes “jugadores” en el mercado de las gráficas dedicadas poseen modelos y gamas para prácticamente cualquier uso existente, partiendo de las gráficas más básicas hasta las más avanzadas. En este enlace podéis ver las mejores opciones por gamas de precios.

Nvidia suele ser la opción más deseable, pues tenemos tanto drivers libres como privativos de calidad. Utilizar unos u otros dependerá del modelo en cuestión y de nuestras propias preferencias, pero en ambos casos suelen tener un buen rendimiento.

AMD, por su parte, suele ofrecer resultados bastante dispares según el modelo en cuestión. Tenemos los drivers open source Radeon, los privativos AMD Catalyst (fglrx) y los nuevos AMDGPU. Veamos una rápida descripción de cada uno:

  • Radeon: El driver open source incluido en X.org Server. Ofrece un buen rendimiento en gráficas AMD algo antiguas, pero deja algo que desear en modelos más actuales. Además, las prestaciones que ofrece son algo básicas y no suele ofrecer buen rendimiento para jugar.
  • Catalyst (fglrx): El antiguo driver privativo de AMD, abandonado en pos del desarrollo de AMD-GPU. Por regla general ofrece mejor rendimiento que Radeon, pero ya no tiene soporte de parte de AMD ni de la gran mayoría de distros principales, por lo que personalmente no lo recomendaría.
  • AMDGPU: Es el nuevo driver de código abierto de AMD, funcional por el momento en varias de las últimas tarjetas gráficas de AMD. Si nuestra gráfica es compatible con el mismo, es la opción que recomendaría, pues ofrece el mejor funcionamiento de las tres opciones disponibles y es el driver para el que se está dedicando todos los esfuerzos por parte de AMD.

Como podemos ver a simple vista, Nvidia es una opción más recomendable que AMD, pues, aunque en Windows ambas puedan competir de tú a tú, en Linux el panorama es algo más desolador para los usuarios de AMD, a pesar de que AMDGPU promete darle un vuelco a esta situación.

Conclusión

Como ya hemos visto, la elección de una tarjeta gráfica depende de nuestras necesidades personales y también en gran medida de nuestras preferencias. Aun así, a nivel personal recomendaría que quienes estén en la búsqueda de una tarjeta gráfica dedicada opten por Nvidia o en última instancia por alguna de las soportadas por el driver AMDGPU. En el caso de cambiar de procesador y utilizar únicamente una integrada, me aseguraría que esta fuera Intel para evitar posibles problemas.

Eso sí, antes de proceder a comprar cualquier modelo, aconsejaría entrar a internet y dar comienzo a una búsqueda de opiniones y problemas con la gráfica elegida. Pues una búsqueda rápida de 5 minutos nos puede salvar horas y horas de futuros problemas.


Las imágenes de “equipo con Linux“, “gamepad” y “tarjeta gráfica” se encuentran bajo licencia CC0 Public Domain y pueden ser distribuidas y modificadas libremente.

avatar
4 Comment threads
4 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
6 Comment authors
AleJuan MartínezNasher_87 (ARG)gvcastellonOdnetninI Recent comment authors

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Subscribe  
más nuevo más antiguo más votado
Notificarme de
Percaff_TI99
Lector
Percaff_TI99

Creo que para alguien que se va a volcar a Linux o un *NIX como FreeBSD, por ejemplo, lo más acertado es adquirir un producto Intel. Cuando mejor sea la experiencia inicial en el software libre más cómodo se sentirá en él. Por otro lado en la elección de NVIDIA sobre AMD, escojo NVIDIA; aunque de manera subjetiva, ya que no poseo una gráfica dedicada para dar una opinión más fundamentada. En el momento en que AMD libere más información sobre sus productos para que los desarrolladores puedan mejorar los drivers tal vez sea una opción más que seria. No obstante cuando leo en los foros y demás comunidades sobre Catalyst, Radeon, los usuarios tienen muchos inconvenientes -en algunos casos podría deberse a la falta de experiencia en Linux-. Como anécdota, periódicamente suelo visitar los sitios de System76 y Mountain, estos productos se adquieren con GNU/Linux -aunque en el caso… Leer más »

OdnetninI
Suscriptor

A día de hoy sigo con una Nvidia GTX650, y sigue dando su caña. En algunos casos empieza a estar un poco justa, pero aún tira suficiente para mi.

Un comentario adicional: Si no teneis la NECESIDAD de cambiar de gráfica, no lo hagais, es un gasto de dinero innecesario si no le vais a dar mucha caña. Lo mismo con los procesadores, si no le vais a dar mucha caña… no lo cambies (a excepción de que ya no aguante más).

gvcastellon
Lector
gvcastellon

Muchos van a agradecer este artículo, tanto los que esten pensando en un upgrade de Hardware, asi como los que van a construir su propio PC.

En mi humilde opinión, ensamblar tu propio PC es la mejor opcion y esta informacion siempre es vital, especialmente si vas a usar GNU/Linux.

Mi Nave nodriza la ensamble en el 2011 y todavía está dando caña, empezó con un Windows 7 que no duró mucho tiempo pues cambie a GNU/Linux con openSuSE en su version 12.xx y desde entonces ha cruzado todas las versiones de esta distribución. De haber tenido una guia como esta, a lo mejor tuviera una NVIDIA como Gráfica dedicada y no mi [Radeon HD 6770], aunque para ser honesto no he tenido graves problemas, (..dije graves), hoy en dia ya no uso mas el driver privativo, pues me va bien con el Libre.

Have a lot of Fun!!!

Ale
Lector
Ale

Hola amigxs, les hago una consulta compré una Geforce GT 710 y no puedo conseguir los drivers ni para Ubuntu 14 ni 16 LTS, en este momento tengo el 16.04LTS y no hay caso.. Alguien tiene alguna idea al respecto o me tendré que comprar otra? Gracias