Para todos aquellos que siguen buscando refugio del mega-proceso, super-demonio o paradigma (como lo queráis llamar) que todo lo copa en GNU/Linux, también conocido por systemd, os traigo una revisión que os vendrá que ni pintada. Sobre todo si os gustan Plasma 5 y el carácter rolling release. Todos estos condicionantes los cumple el sistema estadounidense PCLinuxOS, que acaba de lanzar una actualización importante donde dan el salto al nuevo escritorio de KDE.

En la última oportunidad que tuve de analizar la distro opté por hacerlo en su sabor más cargado, casi mastodóntico, conocido como Full Monty. Hoy nos vamos a centrar en una versión más ligera, que no por ello peor conseguida. Simplemente, sirve a propósitos más mundanos.

Instalación

La iso que podemos descargar en la web de PCLinuxOS es un poco especial, en el sentido de que los desarrolladores la califican como híbrida, por lo que nos recomiendan grabarla con:

dd bs=4M if=pclinuxos64-kde5-2017.03.iso of=/dev/sdX status=progress && sync

para que no se nos presenten problemas.

Quienes no se manejen con el inglés lo van a tener complicado, porque es una distribución que parece dirigida casi exclusivamente a angloparlantes. Cuesta la misma vida poner todo en castellano (no lo conseguí, de hecho) y en el apartado de la instalación ya es que resulta imposible. PCLinuxOS, que en sus inicios fue una derivada de la venerable Mandrake, utiliza el instalador Drake-Install, bastante fácil de manejar (insisto, si sabemos inglés). Tiene algunas funciones interesantes, como la que nos permite instalar el sistema en el espacio sobrante de una partición con Windows, o escoger el gestor de arranque que prefiramos, entre Grub2 (con o sin modo gráfico), Grub y LiLo.

En un primer intento traté de que el instalador montara mi partición de datos en formato NTFS, lo cual hizo que fallara el proceso y me obligó a reiniciar el sistema en vivo, pues sucesivas tentativas también fracasaron. Cuando opté por ignorar dicha partición todo salió bien.

Info PCLinuxOSAl reiniciar compruebo, como ya me temía, que todo sigue en inglés. Lo primero que se ha de configurar, como el propio sistema nos indica, es el usuario y la fecha/hora. Una vez se completan estos pasos ya tenemos el escritorio preparado para funcionar.

Referente al tema de la localización, se puede conseguir que, al menos, partes del escritorio estén en español. Para ello vamos a Preferencias del Sistema de KDE (Settings) y de allí, en los módulos de personalización, podemos escoger el castellano como idioma preferido. Habrá que salir y volver a entrar en la sesión para que los cambios surtan efecto. También habremos de descargar e instalar el paquete locale-es, lo cual hará aparecer el español entre las lenguas disponibles en el módulo de localización del Centro de Control.

Diseño

Sin ser una distro que destaque especialmente por ello, se puede afirmar que PCLinuxOS cuida los detalles estéticos. Empiezo por lo que más me gusta: el renderizado de fuentes, idéntico al de Ubuntu, de la cual también toma la tipografía por defecto. El resultado es, sencillamente, espectacular.

En lo que respecta a Plasma, se emplea el tema Brisa claro, con los iconos La Capitaine. Resulta que este set es un derivado (fork) del genial Antü diseñado por Fabián Alexis, con un feo añadido: los autores no han dado el crédito, merecido y obligatorio por licencia, al creador original, cosa de la cual se dio cuenta en su momento en el propio blog de Fabián. En fin, de desagradecidos está el mundo lleno y en las tierras de Tux se juntan unos cuantos. Nada nuevo bajo el sol.

Mención aparte merece el icono de conexión inalámbrica, feo a reventar y que no se integra para nada bien con el resto del conjunto al tratarse de una aplicación desarrollada en Python, propia de PCLinuxOS. Al menos nos queda el consuelo de que, como programa, funciona bastante bien.

Icono red PCLinuxOSSoftware

Como os comentaba, el sistema viene con lo justo y necesario para funcionar, sin grandes pretensiones y muy lejos del sobrecargado aspecto de la versión Full Monty. Cuenta con uno de los últimos kernels disponibles, el 4.9.13, careciendo de systemd e implementando sysvinit en su lugar.

El software instalado por defecto incluye Firefox 51, LibreOffice, VLC, Cantata, DeadBeef, Master PDF Editor, KeepassX o Dropbox. A pesar de usar paquetería rpm, la gestión de aplicaciones se deja al clásico Synaptic, con apt-get para la línea de comandos, algo nada habitual fuera de extensiones .deb. Pero así es PCLinuxOS, original hasta decir basta.

Hay que tener en cuenta que, al igual que Debian solo trae activada de serie la rama «main» de los repositorios, en esta distribución ocurre lo propio con tres secciones, diga lo que diga el correspondiente artículo de la wiki. En mi instalación de PCLinuxOS únicamente figuraban las secciones x86_64kde5 y xfce4, por lo que cualquier búsqueda de software más o menos común resultaba en una tremenda frustración y extrañeza. Una vez añadamos el resto de ramas (updates, nonfree, games…) todo vuelve a lo que debería ser normal en cualquier distro, encontrando aplicaciones como Spotify, Skype (ambas privativas, os recuerdo) o Kodi. Hay que tener en cuenta que si no deseamos instalar software que no sea libre es preceptivo no habilitar la rama nonfree. Me parece un aspecto de vital importancia que no está correctamente reflejado en un lugar visible de la web del proyecto. Puede hacer que el más pintado se tire de los pelos (y acabe calvo) mientras busca el modo de instalar programas en PCLinuxOS.

Synaptic en PCLinuxOSAdemás de lo anterior, PCLinuxOS cuenta con un centro de control, al estilo del Yast de openSUSE, llamado Harddrake, cuyo nombre nos aclara su origen sin lugar a dudas. Digo que es parecido a Yast, solo eso, pues lo encuentro mucho más parco en opciones y herramientas. Destacaría las destinadas a la importación desde particiones Windows, que dan al usuario la posibilidad de recuperar configuraciones y documentos, así como instalar las fuentes del sistema privativo de Microsoft si lo tenemos instalado en el mismo equipo.

Centro de control PCLinuxOSHardware

He quedado bastante impresionado, para bien, con el reconocimiento de dispositivos del que hace gala este sistema. Para empezar, instala los controladores propietarios de NVIDIA de motu proprio, sin preguntar, lo cual para algunos debe ser un pecado merecedor de la hoguera. Para mí está bien, trabajo y posibles complicaciones que me ahorro. Al compilar los controladores propietarios para mi adaptador de red inalámbrica me encuentro que todo funciona de primeras, sin que tenga que recurrir a los cambios en la configuración de NetworkManager necesarios en otras distribuciones.

La conexión con Android, ya sea directa o por medio de KDE Connect también anda de maravilla. La impresora, como en los viejos tiempos: la conectas, te lanza el programa configurador de HP, detecta la necesidad de un plugin propietario y lo instala, sin más. Mejor imposible.

Webcam en PCLinuxOSEstabilidad y rendimiento

Quitando el error comentado al principio con el instalador, mi experiencia en PCLinuxOS ha sido una balsa de aceite. El sistema responde muy bien, aunque la huella en RAM es algo más elevada de lo que es habitual en los últimos lanzamientos con Plasma, de unos 750 Mb. El comportamiento del equipo es correcto, moviendo el escritorio con fluidez y sin tener que lamentar cuelgues o errores graves. De inicio, los efectos de escritorio se encuentran desactivados, al igual que Baloo o Kwallet, por lo que resulta algo extraño el valor que arroja en RAM.

En el rendimiento obtengo los resultados frecuentes, por debajo de Ubuntu Trusty en casi todo, a excepción de en el test de Apache, donde logra una marca impresionante (creo que es la primera vez que una distribución probada en mi equipo vence a Ubuntu en este apartado). La prueba gráfica, con el controlador NVIDIA 375.39, también nos ofrece un resultado mejor que el de la distro de Canonical: 296 puntos frente a los 292 de Ubuntu o los 294 de la propia PCLinuxOS en su versión Full Monty.

Errores encontrados

Apartado este que fácilmente podría dejar en blanco y no pasaría nada. Lo único que he notado, aparte del fallo con las particiones NTFS en Drake-Install, son fallos puntuales en alguna aplicación de Plasma, como en «Propiedades del sistema». Nada más. La integración «a medias» del idioma español sí resulta un tanto molesta, pero no se puede catalogar de auténtico error, sino más bien se deriva de la escasa penetración de esta distribución en la comunidad hispano-hablante.

Conclusiones

PCLinuxOS es una buena distribución GNU/Linux. Mantiene un adecuado equilibrio entre novedoso y estable, con carácter rolling release y algunas herramientas propias que pueden resultar interesantes. Su lema es «Radicalmente simple», algo que creo que se cumple con creces, pues resulta un sistema sumamente sencillo de utilizar, sin grandes alharacas ni pretensiones. La verdad es que lleva muchísimo tiempo entre los veinte primeros puestos de Distrowatch, sin que suela acaparar portadas o protagonizar análisis como el que estáis leyendo ahora.

Software en PCLinuxOSPor muy bien que funcione, que lo hace, yo llevo muchos años dando vueltas y estoy contento con Chakra, por lo que no se me pasa por la cabeza adoptarla como distribución principal. Uno anda ya cansado de tanto saltar. Tampoco se me ocurre recomendarla a alguien más allá de nostálgicos de Mandrake (aunque también está por ahí Mageia) o acérrimos enemigos de systemd que, a la vez, sean amantes de Plasma o MATE (la versión con GTK que proponen los desarrolladores como alternativa). Pero esto ya es una cuestión personal pues, objetivamente, es un gran sistema que desempeña muy bien, respaldado por una comunidad -mayoritariamente anglosajona- muy trabajadora y leal, que incluso publica una revista mensual en PDF, amén de crear versiones esporádicas con otros escritorios.

De modo que, si no os gusta el todopoderoso y omnipresente programa creado por Lennart Poettering no es necesario complicarse la vida con Manjaro OpenRC o Devuan. Salvo que os guste el asunto de ensuciarse la manos, claro. PCLinuxOS os entrega un sistema libre de systemd que funciona perfectamente. Que lo disfrutéis.

Salud

El análisis se ha realizado en un equipo de sobremesa con las siguientes especificaciones:

  • Procesador AMD A8 3870 Black Edition
  • Placa base Gigabyte A75-UD4H
  • Chipset AMD Family 12h Root Complex
  • 4 Gb de Memoria RAM (2×2, marca Kingston)
  • Tarjeta gráfica dedicada NVIDIA Geforce GT 610 1024 Mb
  • Audio ATI R6xx HDMI
  • Monitor Hyunday L70S+
  • Disco duro externo Western Digital WD5000AAKX-6 de 500 Gb
  • Impresora HP Laserjet 1018
  • Escáner HP Scanjet G2710
  • Webcam Hércules Dualpix Exchange
  • Adaptador de red Realtek RTL8111/8168
  • Adaptador de red inalámbrica TP-Link WN822N

Todas las imágenes que aparecen en este artículo son capturas de pantalla o fotografías tomadas por el propio autor. Se pueden compartir libremente citando la fuente.

avatar
9 Comment threads
27 Thread replies
1 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
11 Comment authors
Revisión de PCLinuxOS Plasma 2017.03 – La sombra del helicópteroJorgeMiPlasmaFuncionaSinSystemdxphnxEnrique Bravo Recent comment authors

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Subscribe  
más nuevo más antiguo más votado
Notificarme de
trackback

[…] Si no te convence systemd o, simplemente, buscas una distribución sencilla y bien conseguida con reminiscencias de lo que fue Mandrake, échale un vistazo a este análisis. Enlace externo al artículo en Colaboratorio. […]

MiPlasmaFuncionaSinSystemd
Lector
MiPlasmaFuncionaSinSystemd

Mira que sois amarillos…

Aleph
Lector
Aleph

Creo que te has liado bastante con el tema de instalar nuevo sofware.
En PCLinuxOS no hay que habilitar absolutamente ningún repositorio, todo está disponible «out of the box»… Instalar un programa nuevo es de lo más simple. Además el repositorio que tienen es enorme. Quizás lo único que tenías que haber hecho después de instalar el sistema es recargar los repositorios en synaptic. Espero que arregles tu review…
Saludos.

trackback

[…] Visitar la fuente original […]

Ernesto
Autor

En su momento la intenté probar, es más, la instalé, pero no estaba del todo estable. Veo que aunque mejoró, sigue sin ser estable del todo, y ese icono de RED (por DIOOOSSSS!!!).. 😀

Le daré un poco más de tiempo, al final me viene de perlas porque lo uso todo en Inglés.

Como siempre muy buena reseña. 😉

Saludos

Ashberian
Suscriptor
Ashberian

Saludos nuevamente y disculpas anticipadas porque me temo que voy a desvirtuar un poco el tema … ahem . Tengo unas preguntillas : 1.- ¿ Cúando has establecido Chakra como tu distro de uso diario ? Lo último que había leído – y acabo de re-comprobar – es un entrada de octubre en la que se comentaba algo … pero también se confirmaba que no la usabas. ¿ Me he perdido algún artículo sobre ello ? Estaba convencido de que seguirías pegándote con el camaleón 🙂 2.- ¿ Hay alguna manera de «registrarse» en Colaboratorio como simple usuario que comenta de vez en cuando – como es mi caso – , personalizar el avatar y no tener que estar confirmando una y otra vez la suscripción al tema ? Por lo demás… gracias por el artículo, que me anima a concederle la enésima oportunidad a PCLinux, que más o menos… Leer más »

Francisco Rivera
Lector
Francisco Rivera

Hola Enrique, gracias por tus geniales entradas :). Esta distro es única en su especie, es como un ornitorrinco, toma lo mejor de alguna de las distros que hay y es buena. A lo largo de este camino de casi-distrohoper te puedo decir que he probado un variopinto de distros y ésta es muy fiable y fácil de usar. Recuerdo haber probado una versión por allá en el 2009 y sí estaba en espanglish, tampoco pude ponerla completamente en español. Una distro que se ha mantenido firme con los años. Saludos.

Jorge
Lector
Jorge

Perdona por comentar pasado tanto tiempo.
Cambiar de idioma no es complicado, eso sí, la instalación debe realizarse en inglés.
Después de instalar, hay que actualizar el sistema (synaptic, preferiblemente). Tas ello, sólo hay que dirigirse a las herramientas de gestión y correr ‘location manager’. Podrás cambiar el idioma del sistema al que prefieras. Al final, te ofrece la posibilidad de cambiar el nombre de los directorios al idioma elegido.
Otra posibilidad es el terminal: como administrador correr addlocale.
Saludos

trackback

[…] Si no te convence systemd o, simplemente, buscas una distribución sencilla y bien conseguida con reminiscencias de lo que fue Mandrake, échale un vistazo a este análisis. Enlace externo al artículo en Colaboratorio. […]