Opinión

Opinión

El despido: la última opción

3

Desde mi experiencia, creo que no hay trabajadores vagos -excepto deshonrosas excepciones-, sino trabajadores desmotivados. Trabajadores que no ven recompensado su esfuerzo de ninguna manera y llegan a creer que no sirve para nada esforzarse. Esto es erróneo porque, aunque hay jefes que no se ocupan de apreciar el esfuerzo de sus trabajadores, sí lo ven sus compañeros y los clientes, que lo pueden recomendar a otras empresas donde sí que es valorado el personal.

Código libre

En septiembre estuve participando en la Universidad Verde de Verano, donde conocí mucha gente que se mueve y hace cosas todos los días para cambiar el mundo, para que éste sea mejor para la naturaleza, los animales y las personas.

Pero hay momentos que me recuerdan al vídeo de la cuchara de Greenpeace (ver vídeo). Veo a estas personas con sus iPhones y portátiles con Windows, trabajando duro por un cambio positivo, pero no saben que ese cambio también se puede hacer con esa electrónica de la que dependemos cada vez más.

Raspberry Pi (I) – El proyecto

Raspberry_Pi_boxed
Raspberry pi con carcasa de metacrilato

Si estás leyendo este artículo es casi seguro que sabes de lo que estoy hablando, no obstante como buen fanboy de la filosofía Open Source, trato de divulgar la existencia de esta pequeña gran maravilla de la tecnología a todo profano con el que tengo el gustazo de compartir un rato.

Editorial: Diciembre 2016

Llevamos apenas una semana de andadura; tiempo suficiente, a nuestro juicio, para hacer un pequeño “balance de resultados”. Lo cierto es que nuestra sorpresa ha sido notable: no esperábamos, en modo alguno, una respuesta de las proporciones que hemos recibido por vuestra parte. El número de visitas, sin ser enorme, ha superado con mucho nuestras expectativas iniciales y, sobre todo, el nivel de participación en los comentarios de cada uno de los artículos publicados nos ha llegado a emocionar. Más aún: aquello sobre lo que teníamos más dudas, esto es, la participación efectiva (el “enrólate” que tenemos en la parte de abajo de la página) también ha sido de vuestro interés. Y es que a lo largo de estos días se han ido adhiriendo a este proyecto un considerable grupo de personas interesadas en la colaboración con el blog. Por todo ello os damos las gracias; sinceramente, no nos esperábamos algo así y estamos tratando de responder a este efecto inesperado de la mejor manera posible.

Recomendamos...

Cómo instalar Powerline en Ubuntu

¡Hola! Mi nombre es Jimmy Olano y os escribo desde Venezuela. Hoy os presento mi primer artículo para Colaboratorio. Tengo mi propio...